Carmen Sanz

Carmen Sanz

Superdotados: desde el fracaso escolar hasta la excelencia educativa

Carmen Sanz Chacón es psicóloga clínica especialista en superdotados y presidenta de la Fundación El Mundo del Superdotado.

Desde el año 2003 trabaja con su equipo: orientando a los padres, realizando valoraciones a niños y a adultos, y ha desarrollado una terapia específica para tratar los problemas más comunes de los superdotados: El Método Darwin.

Anualmente trata en su centro a más de 200 superdotados, niños, adolescentes y adultos, por ello analizando el origen de muchos de los problemas de sus pacientes, en el año 2011 crea la Fundación El Mundo del Superdotado con los siguientes objetivos:

  • Atención especial a las dificultades de los niños con alto cociente intelectual para su integración plena en la sociedad.
  • Atención a la problemática especial de los superdotados jóvenes y adultos con problemas psicológicos y de integración.

            ¿Qué alumnos se identifican como altas capacidades?

Muchos interpretan a partir de la teoría de los tres anillos de Renzulli que un superdotado tiene que ser muy inteligente (CI superior a 130), tiene que ser muy creativo y estar motivado. Sin embargo, esto equivale más o menos al 1/10.000 de la población y por tanto eso no siempre es así. Lo que realmente dice Renzulli es que hay que proporcionar educación especial a las personas con alta capacidad intelectual (o lo que es lo mismo, superdotados), a los muy creativos y además a los que tienen alto rendimiento. A partir de esto, ya se está hablando de un colectivo de un 10%, que en muchos casos debería tener educación especial. Los alumnos con un cociente intelectual superior a 120 empiezan a manifestar desajustes en una clase normal y por ello, sería útil considerar Alumno de Altas Capacidades a partir de dicho CI.

Por ejemplo, un niño de 10 años con un CI de 120 tiene una edad mental de 12: va dos años por delante de sus compañeros. Sin embargo, puede darse el caso de que no sea muy bueno en lógica pero puede tener un talento especial en el área verbal (va muy justo en Matemáticas pero en Lengua se aburre mucho). Entonces al hacer los promedios no se llega a 130, sino a 125.  En este caso el niño necesitaría educación especial. Por tanto, desde este punto de vista, las altas capacidades se pueden entender como necesidades educativas especiales, que es como lo contempla actualmente la ley.

Dependiendo de la Comunidad Autónoma, Altas Capacidades se identifica con superdotados o no. No existe una definición única a nivel nacional, así un niño puede ser de Altas Capacidades en Andalucía pero no en Cataluña.

TEORÍA DE LOS TRES ANILLOS DE RENZULLI. Según Joseph Renzulli, un superdotado posee la combinación de elementos propios de un buen sistema de tratamiento de información (inteligencia elevada), con una alta originalidad y pensamiento divergente (creatividad) y la motivación suficiente para garantizar la materialización de su potencial (implicación en la tarea). Estas cualidades se representan mediante tres anillos y en la confluencia de los tres encontraríamos a los superdotados.

            ¿Quiénes son superdotados?

Un superdotado es una persona que tiene un CI superior a 130, aproximadamente el 2% de la población. Esto significa que con 8 años tienen una edad mental de más de 11; más de 10-11 años en razonamiento, lógica, aprendizaje, memoria, lenguaje…

Además su desarrollo emocional puede ser también muy elevado: son niños con una gran hipersensibilidad y capacidad para relacionarse cuando están bien. Lo que no tienen, lógicamente, es experiencia y por ello hay un desajuste en ese sentido: no encajan con los pequeños porque se aburren con ellos, no les entienden, y los mayores tampoco les entienden porque tienen más madurez, sobre todo en la adolescencia donde existen cambios muy importantes.

            ¿Cómo son los superdotados?

Desde la perspectiva psicológica son hipersensibles, con gran empatía (capacidad para captar los pensamientos y sentimientos de los demás) y con gran capacidad para percibir el engaño y la falsedad. Y por ello, los superdotados sufren más. Otras características son:

Gran capacidad de abstracción. Lo que se denomina el efecto foco. En el teatro, en la ópera, en determinadas escenas, los focos iluminan solo una parte del escenario, aquella en la que se desarrolla la escena principal, mientras el resto del escenario se queda a oscuras. Así somos  capaces de concentrarnos precisamente en esa parte del escenario y nuestra mente deja de percibir lo que ocurre alrededor. Algo parecido ocurre con la concentración de los superdotados, más elevada que la de las personas normales. Son capaces de focalizar la atención de forma importante en aquello que atrae su interés o en sus propios pensamientos y dejan de percibir el resto del mundo. Por cosas como esas pueden parecer despistados; sin embargo todo eso tiene que ver con la gran capacidad de abstracción.

Muy lógicos, y a veces un poco cuadriculados. Tienen muy desarrollada la capacidad lógica. Un ejemplo es que son binarios, de cero o uno, de blanco o negro. Si quedan a las 5 es para llegar a las 5, no a las 4:45 o 5:15. Si una empresa pública oferta una plaza que nos interesa, es para que podamos optar a ella, no para que ya esté cubierta de antemano por algún amigo del jefe del departamento. Sin embargo, para los demás es perfectamente normal que la realidad tenga poco que ver con la lógica y por ello, su forma de ver las cosas en ocasiones genera conflictos con los demás, chocan con su entorno y son tachados de intolerantes. A menudo se dice que los superdotados son perfeccionistas. Sin embargo, en los estudios que se han realizado en los últimos años el perfeccionismo no es una cualidad típica de los superdotados. Sí lo es la alta exigencia y el sentido de la lógica.

Muy exigentes con ellos mismos y con los demás. La mayoría de superdotados tiene problemas de autoestima. Un símil podría ser el conocido como síndrome de Napoleón. Esta teoría sugiere que algunas personas de baja estatura tienen un complejo de inferioridad debido a su condición y que desarrollan una tendencia a compensarla con excesos en otros aspectos de la vida. En su caso, los superdotados intentan compensar su complejo de inferioridad haciendo cosas que a lo mejor los demás no hacen. Hay tendencia a sentirse insatisfechos haciendo cosas normales. Algunos tienen metas muy exigentes, creyéndose en la obligación de alcanzarlas todas a la vez. Cuando muy pocas personas en este mundo consiguen ser las mejores en un área, ellos quieren serlo en varias. Altísimas expectativas a veces generadas por ellos mismos, pero muchas veces fomentadas o exigidas por unos padres que esperan mucho de sus hijos. Su incapacidad para alcanzarlas los lleva a bloquearse y a sentirse auténticos fracasados. Este nivel de exigencia, además de obstaculizar sus posibilidades, les genera estrés y ansiedad, algo que afecta a todas las áreas de su vida, y posteriormente, a su salud física. Existe baja resistencia a la frustración. Por ejemplo, si no soy bueno en el fútbol, abandono; si no dibujo muy bien, abandono…. Hay muchas más situaciones pero todas tienen el mismo patrón.

También son exigentes con los demás. Un superdotado trabaja más rápido, trabaja mejor y es más competente que la mayoría de sus compañeros. Cuando observan que los demás son más lentos, se enfadan, llegando a evitar el trabajo en equipo. Prefieren trabajar en solitario porque les parece una pérdida de tiempo seguir el ritmo de los demás. No entienden que los demás no sigan su ritmo de aprendizaje (problemas para el trabajo en equipo, muy autosuficientes, desconectan en los grupos de trabajo…). Su cerebro va más rápido, aprende más rápido, piensa más rápido y llega a conclusiones más rápido.  Si eso se une a la hiperactividad mental y a que si algo les gusta son capaces de pasarse horas y horas dedicados a ello, lógicamente acaban antes. Todo esto les hace chocar con los demás: hace que parezcan creídos, soberbios, engreídos.

Los superdotados son hiperactivos mentales, su mente siempre está funcionando, aunque no quieran. Cuando esa hiperactividad mental se une a una gran energía física nos encontramos con auténticos adictos al trabajo, que dormirán poco mientras estén ocupados en algo que realmente les interese. Actualmente en nuestro país, hay un elevado porcentaje de niños medicados para el TDAH (5-10%) que probablemente sean superdotados. Al estar medicados pierden su forma de ser y su personalidad.

Mayor estrés. Debido a la hiperactividad mental típica de los superdotados, el alto nivel de exigencia y los problemas en las relaciones con los demás se genera estrés. Y el estrés sin control puede llevar a desarrollar enfermedades psicosomáticas. Determinadas enfermedades son muy frecuentes entre los superdotados: insomnio, dermatitis atópica, psoriasis, bruxismo, asma, gastritis, contracturas musculares…

Con los demás niños

Tengo 10 años mentalmente, pero mis amigos/compañeros tienen 8. Soy diferente: pienso, hablo, juego con cosas diferentes, leo cosas diferentes, veo programas de tv diferentes. Cuando este niño habla con sus compañeros, no encaja, le ven como el raro. Ahora de repente me da por la astronomía y sólo hablo de astronomía o cuando voy a clase solo hablo de dinosaurios y los demás piensan que soy un pesado. Hay una ley social, según la cual al diferente se le rechaza. Y los superdotados son diferentes y eso se nota: por cómo hablan, lo que leen, lo que dicen y los demás también lo notan, aunque sea inconscientemente y se produce rechazo.

No entienden por qué les rechazan y lo pasan mal porque piensan que tienen un problema, que tienen un defecto, en definitiva, que el problema es suyo. Es algo que ni siquiera se racionaliza, sino que se vive. Lo que va empezando como una baja autoestima (complejo de patito feo)  desde muy pequeños, muchas veces continua el resto de la vida. Hay personas que padecen una depresión endógena toda la vida y que en muchos casos viene de ahí: del centro escolar, del rechazo, de no encontrar amigos, de que nadie les entiende o comprende.

El rechazo

Puede ser:

Implícito: Existe pero no es tan visible, retraimiento, se queda solo en el patio, no le invitan a los cumpleaños, no le eligen… Los superdotados son hipersensibles, sienten más que los demás. Esto es importante porque hace mucho daño y no es tan claro. Cuando se habla de acoso sólo se piensa en la parte de lo que es explícito.

Explícito: Golpes, insultos, críticas, le apartan de los juegos, acoso escolar… Entre los pacientes de consulta en El Mundo del Superdotado, 3 de cada 4 han sufrido acoso escolar o acoso laboral, es decir, el 75%. Estudios entre asociaciones de padres de niños superdotados nos dicen que cerca del 50% de los niños de altas capacidades ha sufrido acoso escolar. (NACE – FANJAC 2017). Por tanto, el acoso escolar y laboral forman parte de LA MALDICIÓN DE LA INTELIGENCIA.

Consecuencias. La autoestima baja es la fuente de la depresión, ansiedad, fobia social, estrés, entre otros (por ejemplo, los niños no quieren ir al colegio porque se sienten mal).

¿Cómo reaccionan al rechazo?

De forma pasiva: soy una niña que no tiene amigos, retraída, tímida, vivo metida dentro de mí misma. En algunos casos, para que les acepten dejan de ser ellos mismos, dejan de estudiar y sacar buenas notas. Esto sucede sobre todo con las chicas. Normalmente los que se encierran en sí mismos llegan a los 18 sin habilidades sociales y con un montón de problemas para relacionarse con los demás, que luego se reflejan en el trabajo.

De forma agresiva: se adaptan a los demás, pero por el otro lado: son los típicos respondones de clase, al que llama la atención el profesor, el que se mete con los compañeros… El que de alguna manera tiene problemas de conducta. El problema con este grupo, es que muchas veces dejan los estudios.

En los estudios

Los mejores momentos suelen ocurrir cuando el cuerpo o la mente de una persona se expande hasta sus límites, en un esfuerzo voluntario por lograr la “realización” de algo difícil y que vale la pena.” Mihály Csikszentmihalyi (1990)

TEORÍA DEL FLUJO

 TEORÍA DEL FLUJO DE MIHÁLY CSIKSZENTMIHALYI. En este modelo convergen el nivel de dificultad de la actividad o tarea, y las habilidades de las que dispone la persona para resolver la situación problemática. La activación motivacional no depende sólo de la novedad o interés intrínseco del trabajo en cuestión, sino de la correspondencia entre ésta y los recursos personales de los que se dispone para afrontar la situación en un equilibrio entre la competencia del individuo y el desafío implicado en la tarea. De forma resumida, según Csikszentmihalyi, la experiencia de flujo requiere un equilibrio óptimo entre los desafíos percibidos y las habilidades del sujeto. Cuando no existe ese equilibrio, podemos tener dos situaciones diferentes: si los desafíos superan las competencias individuales se genera un estado de ansiedad por exceso de dificultad, mientras que si, por el contrario, las habilidades superan demasiado los desafíos colocados, el individuo estará aburrido y, por ende, poco motivado. Este equilibrio se puede ver representado en la figura, donde existirá un “canal de flujo” en el área de equilibrio óptimo entre los factores de las habilidades del sujeto y el desafío percibido para la realización de la tarea.

Muchos superdotados se relajan porque lo que se les pide está muy por debajo de su capacidad. Durante la primaria van muy bien, sacan muy buenas notas, las mejores. Cuando llega la E.S.O llegan los problemas, porque como nunca han estudiado, no saben estudiar. No son todos, sólo un porcentaje de ellos. Muchos pasan la E.S.O. y el Bachillerato  pero se estrellan en primero de carrera. Empiezan primero, les va mal; cambian de carrera o están tres o cuatro años en primero y lógicamente se sienten mal y se quedan atascados: abandonan los estudios (se creen incapaces: fracaso escolar). Estos jóvenes muchas veces tienen problemas de autoestima y al suspender todavía más. El entorno que tienen tampoco les apoya, porque no suelen tener muchos amigos y entonces se sienten absolutamente fracasados. A veces se encierran en casa y ni siquiera sus padres son capaces de llevarlos a consulta.

Por otro lado, si no terminan sus estudios acaban en trabajos que no les gustan, en los que se aburren porque están muy por debajo de sus capacidades. A veces, como no tienen habilidades sociales tienen conflictos con jefes y compañeros. A todo eso se unen los problemas para encontrar pareja (fracaso personal).

¿Cómo motivar a un estudiante superdotado para evitar el fracaso escolar?

  •  Aceleración de curso
  • Enriquecimiento o Adaptación curricular
  • Aulas Abiertas de Altas Capacidades en cada Centro Escolar
  • Colegios especiales

Pero la realidad es que sólo el 2% de los niños superdotados están identificados y muy pocos reciben educación especial. En España apenas 20.000 frente a los más 160.000 superdotados que tenemos en nuestro sistema educativo. Faltarían por identificar más de 140.000 (Estadísticas MECD 2015).

Necesidades urgentes de nuestro sistema educativo

  • Identificación temprana (3-4 Años o lo antes posible)
  • Aceleración (INFORME TEMPLETON)
    • Primer curso entre 1º y 3º de Primaria
    • Segundo curso entre 4º y 6º de Primaria
    • Tercer curso durante la ESO o el Bachillerato
  • Creación de Aulas Abiertas de Altas Capacidades en todos los centros escolares. Es una solución fácil, a corto plazo y no es costosa. En horario escolar o extrascolar. Las ventajas son que el niño se identifica, conoce a sus iguales en el centro, lo cual es muy bueno porque deja de sentirse como un bicho raro: se siente comprendido.

  • Colegios especiales para superdotados. Aunque la LOMCE lo permite, aún no hay ninguno en España.
  • Educación por capacidades, “no por fecha de fabricación” (Ken Robinson).

 “Educar en la diferencia, porque todos tenemos derecho a dar lo mejor de nosotros mismos”.

El gran avance del siglo XX ha sido extender la educación a todo el mundo. El del siglo XXI debe ser darle a cada uno lo que necesita, ni más, ni menos.

La falta de educación especial 

Produce niños, adolescentes y adultos con problemas psicológicos: baja autoestima, falta de motivación, falta de habilidades sociales, baja resistencia a la frustración y como consecuencia, depresión, ansiedad, desconfianza de todo el mundo, retraimiento social, fobias…

Niños, adolescentes y adultos con diagnósticos erróneos:                       

  • Hiperactividad
  • Déficit de Atención
  • Trastorno Negativista Desafiante
  • Síndrome de Asperger.
  • Fobias
  • Problemas con la alimentación (Anorexia, Bulimia….)
  • Trastorno Obsesivo Compulsivo, etc..

 

 

 

  LOS 4 PILARES DE LA EDUCACIÓN

Aprender a ser: Desarrollo integral de la persona, del pensamiento crítico y de la creatividad.

Aprender a convivir: Desarrollo de la persona en su entorno, respetando los valores de la diversidad, gestionando conflictos y valorando la opinión de los otros.

Aprender a aprender: Desarrollo de la capacidad de descubrir, construir y comprender el mundo y la sociedad de forma continuada.

Aprender a hacer: Desarrollo de las competencias y habilidades para poner en práctica la tecnología en la vida moderna trabajando de forma colaborativa.

Jacques Delors (1996 – Informe UNESCO)

La identificación temprana y un adecuado seguimiento escolar y emocional van a producir sin duda alumnos excelentes (faltan muchos según el Informe PISA para igualar la media europea); menor índice de fracaso escolar; niños superdotados más felices, bien integrados y así en el futuro se podrán tener grandes profesionales con talento y capacidad de innovación que aporten su talento a nuestra sociedad.

MÉTODO DARWIN (El Mundo del Superdotado)

El Método Darwin es una técnica de orientación psicológica desarrollada para mejorar el potencial de los más inteligentes, las altas capacidades y los superdotados. Gracias a la atención individualizada los pacientes recuperan su capacidad de resistencia a la frustración, mejoran su autoestima, sus habilidades sociales, recuperan la seguridad en sí mismos y la motivación, además de conseguir hábitos de estudio cuando sean necesarios. Les permite encontrar sus metas en la vida, el bienestar psicológico y alcanzar el éxito tanto en el ámbito laboral como en el personal.

Es un método desarrollado por psicólogos superdotados que combina las Técnicas de Orientación Psicológica Cognitivo-Conductuales con Técnicas de Programación Neurolingüistica y Coaching, entre otras, específicamente desarrolladas para los más inteligentes y con alto cociente intelectual. Este método se aplica con niños desde los seis años, adolescentes, jóvenes y adultos de alta capacidad, adaptándose en cada caso a las necesidades de cada persona.

Por tanto el método ayuda a crecer y evolucionar emocionalmente, con lo cual, mejora la autoestima, la motivación; los superdotados aprenden a gestionar sus relaciones personales, trabajar en equipo, liderar proyectos, negociar; desarrollan resiliencia, superan la depresión, ansiedad, desconfianza de todo el mundo, retraimiento social, fobias…El índice de éxito es del 80-90%. Semanalmente trabajan con unos 70.

 

La labor de la escuela es fundamental

La ley existe, pero no se aplica, se necesita de todos los profesores. La  identificación debe hacerse en el colegio ya que en cada centro escolar hay al menos un 2% de alumnos superdotados. Si unos padres dicen que su hijo puede ser superdotado, sería conveniente hacerles caso. En un curso de 100 alumnos tenemos al menos 2. ¿Quiénes son?

¿Qué se debe hacer? Aceleración de curso, enriquecimiento, aula abierta de Altas Capacidades, colegios especiales…

 

Los decálogos de la superdotación

Los niños superdotados a menudo:

  1. Aprenden a leer muy pronto y tienen gran facilidad con los números.               
  2. Les gusta estar con niños mayores.
  3. Están en su mundo, abstraídos en sus cosas y son bastante despistados.
  4. Son muy sensibles.
  5. Piensan rápido, aprenden rápido y tienen muy buena memoria.
  6. Son muy exigentes con ellos mismos y con los demás.
  7. Son hiperactivos mentales y tienen muchos intereses a la vez.
  8. Son niños con baja autoestima, retraídos y/o con problemas de conducta, y con poca resistencia a la frustración.
  9. Tienden a cuestionar las normas y la autoridad.
  10. Son imaginativos, preguntan mucho y tienen un sentido del humor especial.

 

Los superdotados generalmente no son:

  1. Niños con alto rendimiento, por el contrario, es frecuente el fracaso escolar.
  2. Niños motivados, si no reciben educación especial suelen estar aburridos y desmotivados.
  3. Niños con Trastorno por Déficit de Atención. No necesitan medicación, solo se aburren.
  4. Niños Hiperactivos. No necesitan medicación, necesitan hacer cosas que les interesen.
  5. Niños con Trastorno Negativista Desafiante. Se rebelan porque nadie les comprende.
  6. Niños con Trastorno de Evitación. Evitan a los demás porque les rechazan.
  7. Niños enfermos. La superdotación no es una enfermedad, es un regalo.
  8. Niños problemáticos, si dan problemas es porque necesitan ayuda.
  9. Niños que no necesitan nada, tienen Necesidades Educativas Especiales según la Ley.
  10. Niños imposibles. Necesitan cariño, atención y apoyo para ser felices, como todos.

 

Ante la duda: solicitar una valoración en el propio centro escolar o con un psicólogo especialista en superdotación y altas capacidades; escuchar a los padres: los padres también son buenos detectores de la superdotación de sus hijos.

 

PADRES

Nunca aceptéis un “NO PASA NADA ANTE EL ACOSO ESCOLAR”

Nunca aceptéis un “SI ES TAN LISTO NO NECESITA NADA ESPECIAL”

Nunca aceptéis un “YO NO LO VEO, PORQUE NO OBTIENE BUENAS NOTAS”

Nunca os resignéis: Vuestros hijos necesitan una educación adecuada a sus necesidades especiales y tienen derecho a recibirla.

 

Si vuestro hijo tiene altas capacidades Intelectuales, si es superdotado, necesita educación especial por Ley.

Debéis exigirla en el centro escolar, no es una decisión del profesor, es algo que hay que comunicar al Director del Centro escolar para que tome las medidas necesarias para darle a vuestros hijos la educación que necesitan.

Porque todos (profesores, padres, psicólogos, superdotados en general) queremos que ser muy inteligente deje de ser una maldición para muchos de nuestros chicos.

 

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Habilidades

Publicado el

julio 12, 2017